El Combatiente Nº 53
Diciembre de 2012 - Edición Nº 53
 

EDITORIAL

“La burguesía ha despojado de su aureola a todas las profesiones que hasta entonces se tenían por venerables y dignas de piadoso respeto. Al médico, al jurisconsulto, al sacerdote, al poeta, al hombre de ciencia, los ha convertido en sus servidores asalariados.”

Manifiesto Comunista – Karl Marx y Friedrich Engels

En el último mes los argentinos nos hemos transformado en campeones de sobresaltos. Pasamos de que se vienen los buitres (como si alguna vez se hubieran ido) a llevarse los fondos que nos quedan, a que somos lo suficientemente “honrados” como para pagarles a los acreedores internacionales porque es un deber de la buena gente con ellos que, parece, no son buitres, sino tiernos pajaritos de rapiña. Saltamos de los reclamos reaccionarios de que muchos no quieren parecerse a Cuba, a que también somos reaccionarios -para el oficialismo- los trabajadores cuando hacemos paro. Nos columpiamos entre el 7D en que un suceso trascendente cambiaría nuestras vidas pero que no fue, a un 10D donde todos tenemos tanto para festejar por esta “democracia” que hasta la presidente de luto se permitió bailar en el día internacional de los derechos humanos, mientras al mismo tiempo en Formosa uno de los gendarmes de los que hace poco pretendían que los consideráramos “trabajadores” e iguales a nosotros, asesinaba a Celestina Jara y a su hijita y golpeaba a su compañero, todos qom formoseños. Nos hamacamos entre que hay que preguntarle a dios por qué las causas de corrupción de funcionarios oficiales más importantes “casualmente” y por mano divina caen en las manos de Oyarbide, a que la justicia no sirve para nada porque arruinó sin asco el esperado e infinitamente propagandizado 7D. Nos desayunamos con que ahora nuestros padres y abuelos son buitres y caranchos porque reclaman lo que les pertenece, a terminar la semana con tres jueces tucumanos perpetrando lo que miles de jueces hacen en todo el país: la vista gorda a la corrupción en cualquier ámbito, especialmente en aquellos donde los funcionarios políticos, judiciales y de fuerzas de seguridad están involucrados. Así, en una suerte de esquizofrenia general, nuestras defensas parecen estar altas a pesar de todo, porque convivimos entre contradicciones que deberían alterar, por lo menos, nuestra salud mental.

El fallo del juez norteamericano Thomas Griesa fue refutado y los fondos buitres deberán planear nuevas estratagemas legales para ir por más, dado que hasta “nuestro amigo”, Estados Unidos, ha tomado partido en favor de Argentina. Toda una contradicción del propio sistema capitalista que se muerde la cola. Por un lado, fue política del imperialismo y la burguesía financiera la compra de deudas soberanas de países en crisis como el nuestro, para luego judicializarlas ante la imposibilidad de su pago y cobrar el capital, los intereses, los honorarios y las costas de los abogados internacionales intervinientes. Detrás de estos fondos “buitres” se encuentran financistas de las quebradas Lehman Brothers y Morgan Stanley, por ejemplo. Lo mismo que hoy pretenden hacer con la Argentina, ya lo hicieron con Perú y lo están haciendo con países como Grecia, Polonia, Ecuador, Costa de Marfil, Panamá, Congo, etc. Pero es tal la crisis, es tal el abismo, que hasta el propio Estados Unidos sabe que todas esas deudas mal habidas son incobrables e impagables y prefiere hacerse el legaEl Combatiente N°53lista y salir en defensa de los países pobres, porque igual tiene mil y un recursos alternativos para esquilmarnos de todos modos. Tanto es así que Nicholas Brady, secretario del Tesoro de Estados Unidos, en marzo de 1989, modificó la política norteamericana respecto de la deuda internacional. A través de esas modificaciones, conocidas como “Plan Brady”, se instó a los prestamistas a que, “voluntariamente”, condonaran parte de la deuda no pagada por los países menos desarrollados, reestructuraran los saldos pendientes de pago de dichas deudas y otorgaran préstamos adicionales a esos países. Por eso es de remarcar la hipocresía de Estados Unidos al respaldar, como hoy hace, los reclamos de Argentina ante los foros internacionales: antes, fomentó la política de préstamos a los países pobres, luego, largó el Plan Brady para, inmediatamente, volver a endeudarlos. Y ahora se hace el legalista porque sabe que, en medio de la crisis internacional, corre el riesgo de no cobrar nada. Los litigios contra Argentina y otros países pobres continúan y esta película, en medio de la crisis financiera internacional, tiene un final abierto. Hoy por hoy, sólo “honramos” aquellas maravillosas deudas repactadas luego del Plan Brady.

Pero lo que es una expresión de impotencia del propio sistema, se nos vende como un “logro” del gobierno nacional y popular, ocultando lo que en realidad sucede: que el país está endeudado de acuerdo con los mejores términos que la burguesía financiera internacional impone para seguir sorbiendo de nuestras espaldas, porque los que realmente pagamos somos los trabajadores. Sin embargo, la burguesía financiera internacional está preocupada: la crisis internacional generada por ella parece no tocar nunca el ansiado fondo y se profundiza a tal punto que su títere político internacional, la ONU, se expresa a través de su relator especial sobre Deuda Externa y Derechos Humanos, Cephas Lumina, quien recordó hace pocas horas que, según los Principios de las Naciones Unidas sobre Deuda Externa y Derechos Humanos, "los acuerdos de préstamo deberían imponer claras restricciones sobre la venta o la asignación de deuda a terceras partes sin autorización previa del Estado prestatario implicado". La ONU “pide” que se prohíban las compras de deudas soberanas por fondos buitres, pero se hace la desentendida respecto de que su existencia es la consecuencia de un sistema perverso como el capitalismo y que los estados imperialistas son los promotores y beneficiarios de todas estas políticas extractivas de los países menos desarrollados y más pobres. Una hipocresía más de la ONU que se maneja permanentemente en estos términos.

El Combatiente N°53

Como este gobierno adhiere al “capitalismo serio”, aquí sólo honramos las deudas “buenas” y Estados Unidos y los títeres de la ONU “respaldan” los reclamos argentinos, no sea que se le retoben los países del patio trasero y dejen de pagar… Aunque también cuando la limosna es grande, hasta el santo desconfía: Estados Unidos necesita el voto de Argentina en la ONU para que le aprueben la invasión a Siria y no sería de extrañar de que ya haya un preacuerdo al respecto.

El Combatiente N°53

Pero la crisis avanza y se expresa en mil y una maneras que generan el hartazgo popular y lo generalizan. Detrás de las últimas movilizaciones multitudinarias y el paro contundente del 20 de noviembre hay que leer bien cuáles son las coincidencias que tienen en común. La mayor y más pesada es el hartazgo general, la intolerancia al doble discurso expresado en diversas formas hipócritas donde, como en un cóctel heterogéneo, se mezclan desde las broncas que generan los cortes de luz, hasta la inflación creciente, desde el descuento escandaloso del Impuesto a las Ganancias sobre los salarios, hasta los sueldos de hambre coaxionados por el gobierno, desde el rechazo a la represión, hasta el repudio a una justicia burguesa que, como toda institución en crisis, deja al desnudo sus bajezas con fallos canallas como el de Marita Verón que intenta tapar la nueva puesta en vigencia de la teoría de los dos demonios con el proyecto de ley ya aprobado por diputados de resarcimiento a los militares por la causa de Formosa. Se tapa un escándalo con otro. Y nos preguntamos cuán “nacional y popular” es para el cacareado gobierno de los “derechos humanos” poner a la misma altura a las víctimas con los victimarios. Vergüenza debería tener el ex preso político Kunkel de ser su promotor. Y más que vergüenza deberían tener los que miran para otro lado cambiando figuritas para obtener una pensión o jubilación para ex presos políticos a cambio del resarcimiento a los asesinos y sus familiares. Nos tienen hartos del falso discursito de los “derechos humanos”, mientras se reprime y se mata, como en Formosa o se promueven leyes que legitiman a los genocidas y a la vez se hace alarde con los juicios a los mismos como una gran concesión oficial y no como lo que es: el resultado de DÉCADAS DE LUCHA POPULAR contra la dictadura genocida.

El Combatiente N°53

Son épocas en que el doble discurso se estampa contra una realidad aplastante: se dice una cosa y se hace otra con una impunidad imposible de esconder. Nos tiene hartos la cantinela Clarín-gobierno y la apelación de ambos bandos a los mil vericuetos y flancos que ofrecen las leyes burguesas. El 7D se desplomó de la mano de la justicia a la vez que los monopolios de los medios con propietarios amigos del gobierno le encontraron la quinta pata al gato y se desmembran para distribuirse sus empresas mediáticas entre sus familiares y amigos con el visto bueno del Presidente del Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (AFSCA), Martín Sabatella, quien dio letra de cómo se puede birlar la mentada ley de Medios. Los amigos del poder como Cristóbal López y el grupo Vila-Manzano, obedientes, ya comenzaron. Si el Grupo Clarín hiciera lo mismo, llegaríamos a la conclusión de que lo único vigente es el refrán que reza “Hecha la ley, hecha la trampa”. Y se acabarían la cantinela, los afiches y las pintadas en su contra como si fuese el único monopolio y los otros no existieran. Ante el fallo de hoy del Juez Alfonso, que dictó la constitucionalidad de los dos artículos refutados por el grupo Clarín, no deberá sorprendernos que desparrame sus empresas entre sus parientes como hizo Daniel Vilas que se quedó con una parte, otra la puso a nombre de su hermano Alfredo Vila Santander -quien armará una nueva empresa de cable que se quedará con 15 licencias de Supercanal- y otra a nombre de su hija, Barbarita Vila… Todo cocinado en familia siguiendo los inteligentes designios de Sabatella.

Tanta es la hipocresía que mientras se denosta un monopolio, se permiten otros como el de la Barrick Gold, que continúa sin pausa su avance con el proyecto Pascua Lama en el que piensa invertir la mayor parte de los 9.300 millones de pesos que destinará en 2013 a las mineras que radicó en el país. Pero ése debe ser uno de los monopolios “buenos” de la “sintonía fina” del gobierno.

El Combatiente N°53

Si fue poco feliz la intervención presidencial cuando acusó a los maestros de trabajar cuatro horas y tener tres meses de vacaciones (una MENTIRA desvergonzada), mucho menos feliz y para anotar en el libro de las injurias a los más débiles fue acusar a los jubilados de “buitres y caranchos”. Una verdadera canallada hacia nuestros viejos entre las que se cuenta su propia madre que le ganó un juicio al estado. Mientras se siguen dilapidando los fondos del ANSES en formas de subsidios a empresas concesionadas y se destinan otros a los gastos del estado, por decisión política el gobierno ha decidido NO PAGARLES a los jubilados lo que les corresponde en concepto del 82% móvil o en los juicios con sentencia de la Corte Suprema o en la actualización de las jubilaciones de acuerdo con las modificaciones de los salarios de convenio establecidos en paritarias. La insensibilidad como herramienta y práctica: equiparar a los fondos llamados “buitres” de la burguesía financiera con los jubilados que le hacen juicio al estado sólo demuestra que la presidente no puede distinguir los legítimos reclamos de su pueblo de los ilegítimos reclamos de la clase dominante.

Cuando se realizó la movilización del 8 de Noviembre se sostuvo desde el poder que los manifestantes eran la reacción, la derecha, los golpistas. Cuando hicimos el contundente paro del 20 nos transformamos en extorsionadores, golpistas, cómplices de la derecha y la burocracia y, desde el gobierno, se agitó tanto en su contra que parecía que las banderas históricas del movimiento obrero deberían ser, según su extraño entender, las de los carneros. No deja de causar sorpresa la paradoja de que quienes acusaron de gorilas a los trabajadores, adquirieran ellos mismos esas características a medida que argumentaban en contra del paro, desde los que habitan los pasillos oficiales, hasta los que militan embanderados con la figura de Evita y el Che… Una vergüenza hasta para el populismo. Parece que los obreros y trabajadores ya no son la “columna vertebral del movimiento” cuando deciden algo en contra del gobierno. Sin embargo, tan contundente fue la medida de fuerza, que el mismísimo Caló, chupamedias sindical de turno, tuvo que salir a pedirle a la presidente que escuchara la voz de los trabajadores. Caló sabe bien que su despegue de las bases le está costando demasiado caro: muchos trabajadores pertenecientes a los gremios de su central les pasaron por arriba el 20 de noviembre y los dejaron más al descubierto, si es que fuera posible. El gobierno sólo atinó a anunciar un parche misérrimo: aguinaldos sin Impuesto a las Ganancias y, tras cartón, un tarifazo en la luz y el gas retroactivo al 1º de Noviembre. No hemos cobrado el aguinaldo y ya estamos destinando la dádiva a los aumentos de los servicios.

El Combatiente N°53

Y si de algo se ha hablado en todos estos días es de la “justicia”. “La burguesía ha despojado de su aureola a todas las profesiones que hasta entonces se tenían por venerables y dignas de piadoso respeto. Al médico, al jurisconsulto, al sacerdote, al poeta, al hombre de ciencia, los ha convertido en sus servidores asalariados.”, sostendrían con sabiduría Marx y Engels. Efectivamente, sólo mirando la “justicia” desde esta perspectiva pueden encuadrarse y hasta comprenderse fallos como el de los jueces tucumanos que absolvieron a todos los imputados por el caso de Marita Verón, como también las causas que permanecen “congeladas” hasta que prescriben cuando imputan a funcionarios políticos como Boudou o Menem o cualquier otro. Sólo desde esta perspectiva puede comprenderse por qué los asesinos de Kosteki y Santillán ya están libres por ser personeros asalariados de los dueños del poder, como así también las razones de por qué nunca se juzgó a los responsables políticos de tal masacre, como a todos los responsables políticos de todas las masacres. Sólo desde este lugar pueden comprenderse fallos que dejan libres a muchos curas pedófilos, con el caso testigo de Grassi, pero seguido de otros en todo el país e inclusive el mundo. Ésta es la justicia burguesa y no otra, serviles a los intereses de SU clase porque son parte de ese estado burgués. Por eso es que un ladrón de gallinas se pudre y hacina en las cárceles del estado burgués y los ladrones y asesinos de la clase dominante o no son juzgados nunca o permanecen siempre libres o reciben sentencias irrisorias o, más descaradamente, son “sobreseídos”.

La trata de seres humanos, el tráfico de órganos y el narcotráfico tienen responsables con nombres y apellidos. En cada lugar del país esos nombres y apellidos son secretos a voces, pero nunca atravesarán ese estado de secreto con una justicia de clase como la que tenemos y en un sistema como en el que vivimos. El fallo de Marita Verón indigna y enfurece, pero también nos indignan todos aquellos casos que dejan SIEMPRE libres a los poderosos. Como nunca faltan los reformistas, ya se hacen escuchar las voces trasnochadas de que hay que “democratizar” desde el poder judicial, hasta las fuerzas de seguridad, una meta idealista, imposible y mentirosa. Nada va a cambiar la justicia de la clase dominante mientras ella tenga el poder. Nada va a democratizar las fuerzas de seguridad cuando siempre son los lacayos ejecutores y verdugos de sus patrones de la clase dominante. Cualquier oferta “democrática” entraña una gran mentira porque SIEMPRE estará circunscripta a las leyes burguesas del estado burgués, representante de los intereses de su ama, la burguesía. Para nuestra clase, los dominados y explotados, caer en las trampas del reformismo de cambiarlo todo para no cambiar nada es, cuando menos, un acto de ingenuidad y, cuando más, un acto de resignación. O cambiamos todo o no cambiará nada. Así de extremo, así de crudo, así de real. Sin anestesias ni cantos de sirenas.

El Combatiente N°53

Y otro año toca su fin. Diciembre, para nosotros, siempre viene acompañado de las voces y ausencias de nuestros compañeros caídos en Monte Chingolo un 23. Cuando muchos destapaban sidras para olvidar un mal año, ellos, los compañeros del 23, iban a por el sueño más alto: ser parte de la Revolución con la que soñaban y que los llevó a HACER en consecuencia. Están presentes en nosotros cada diciembre. Habitan las páginas de nuestro último editorial del año y nuestras almas que aún permanecen de luto por haberlos perdido cumpliendo a rajatabla su último sueño. Para pocos, diciembre es sinónimo de fuegos artificiales, para nosotros es un mes signado por un hecho que nos atraviesa, nos revuelve las tripas, nos acicatea la memoria y nos empuja hacia adelante. Porque su sueño se habrá cumplido cuando seamos capaces de tomar el poder, de hacer la Revolución, de ser definitivamente libres. Jóvenes se fueron, jóvenes somos y seguiremos siendo hasta llegar a ese sueño. No importa cuánto tiempo lleve, no importa si a muchos les parece utópico, no importa si muchos han defeccionado. Sólo importa que alguna vez seamos los trabajadores quienes dictemos nuestros destino. Compañeros queridos de Monte Chingolo ¡PRESENTES, AHORA Y SIEMPRE HASTA LA VICTORIA FINAL!

AVOMPLA, compañeros, que el 2013 nos encuentre lo suficientemente sabios y fuertes para seguir la lucha.

13/12/2012

 

Por Amanda Cánepa.

INTERNACIONAL

“El que espera desespera”. Los billones de dólares y euros usados para sacar de la bancarrota a los grandes bancos y financieras, han ido a engrosar los tesoros y los bolsillos de una minoría absoluta de burgueses pertenecientes a la burguesía financiera imperialista, como así también todos los recursos que se extraen de la transferencia del proletariado hacia la burguesía vía medidas políticas de los estados. Según el prestigioso economista Nouriel Roubini, en el proceso de “salvar a los grandes bancos y grandes financieras se han invertido el 95% de los recursos que disponían y que frente a la real posibilidad de una recesión generalizada, no cuentan con recursos para reiniciar un proceso de recomposición”. La Presidenta del FMI hizo catastróficas declaraciones respecto de la deuda fiscal norteamericana. En definitiva, es la espera desesperada.

La acuciante situación empuja a la burguesía financiera imperialista hacia una “Santa Alianza” que ensaya una y otra vez aventuras guerreras con tufo de guerras de rapiñas que se inscriben, a su vez, en los planes geopolíticos de la burguesía financiera imperialista. Lo venimos sosteniendo y lo reiteramos: la burguesía financiera imperialista, minoría absoluta de la población mundial, NECESITA un nuevo REPARTO DEL MUNDO para lo cual ensaya una y otra vez, avanza y retrocede, en la búsqueda de la provocación que desate la guerra para intentar, ilusoriamente, el reparto del mundo ideal para sus intereses.

Las medidas de recortes en todos los ámbitos de la economía mundial son el denominador común que los impele hacia la Santa Alianza y hacia la casi suicida guerra por el reparto del mundo. Suicida porque nadie que no tenga asegurada su retaguardia debe lanzarse a una guerra. Ya vimos que la retaguardia, en lo económico, es un tembladeral y los gastos que originará dicha guerra hundirán definitivamente la economía, arrastrando a todo los países, entren o no en la confrontación.

El Combatiente N°53El punto importante es ver la popularidad y el apoyo social que puede tener. Estados Unidos, país hegemónico, se encuentra sumido en grandes problemas sociales y políticos. Más de veinte estados están empeñados en independizarse de la Unión y cuenta con más de cuarenta millones de personas que, para subsistir, acuden a los bonos de alimentos que aún distribuye el Estado. Está cruzado a lo largo y ancho de su territorio por convulsiones sociales: soldados de distintas guerras movilizados contra la guerra y por falta de atención médica adecuada en los hospitales para veteranos, obreros de más de veinte estados que protestan por leyes que recortan el derecho a la sindicalización, como paso previo para bajar los salarios. En Chicago ya hubo fuertes movilizaciones obreras donde los obreros le recordaron al gobierno: “que va a correr sangre y que recuerden la década del treinta”. El movimiento Occupy Walls Street, seguramente tomará nuevos bríos al calor de las movilizaciones obreras y también el tema de las deudas estudiantiles que superan la cifra de los 10.000 millones de dólares que, por un lado, explotará una nueva burbuja que hará peligrar a bancos y financieras tenedores de esas deudas y, por el otro, desatará la furia de cientos de miles de estudiantes ante la cruda realidad de perder sus estudios. El Nóbel norteamericano, Barack Obama, frente a las leyes que recortan derechos de los trabajadores, salió a cumplir el papel de “policía bueno”, criticando a los gobiernos de los estados donde se aprobaron esas normas, casi todos gobernados por republicanos. Pero, de aplicar la Constitución y de eliminar las leyes no dijo nada. Igualito a como actuó con las Leyes de Texas y Arizona contrarias a los inmigrantes mexicanos y latinos en general. Como dijimos, Obama es arcilla maleable en las manos de la burguesía financiera imperialista, un títere… ¡Triste papel para un presidente de la otrora potencia mundial!

El Combatiente N°53

El viejo continente no está mejor. La decrépita y cretina Europa burguesa está en grandes problemas e intenta recobrar el deslustrado brillo de cuando era la Europa-potencia colonialista. Hoy sigue los pasos, cual perrito faldero, del decadente imperio estadounidense. En esta Europa ya no hay diferencias, si es que antes las hubo, entre “socialistas”, laboristas o liberales: con la ultraderecha, todos hacen lo mismo, lo único diferente es el discurso. Todos buscan lo mismo, la “guerra salvadora”. El Comité de los Premios Nóbel de la Paz está en un todo de acuerdo en esos lineamientos, de otra manera, no puede explicarse el otorgamiento del galardón a la Unión Europea y mucho menos el del año anterior a Barack Obama. Bueno… en realidad hace mucho que es difícil explicar y explicarse las razones de ese Comité. Es un premio de la burguesía para la burguesía y sus lacayos, a veces, teñido con un poquito de verdad, pero… muy poquita. Está totalmente claro: ¿Paz? La única paz que conoce y busca la burguesía es la de los cementerios. La Unión Europea empuja a los pueblos griego, italiano, portugués, español y a todos los que creyeron en un mundo de mejores y más duraderos negocios, “uniendo” lo que no se puede unir al desmembramiento, al colapso y al empobrecimiento general de todo el pueblo europeo. Es tan descomunal el idealismo de la burguesía que creyó que esa unión era para “siempre”, obviando la brutal competencia inherente a la producción capitalista. En la Europa unida, receptora del Premio Nóbel de la Paz, existen casi 120 millones de personas en el umbral de la pobreza, muchos de ellos en estado de indigencia. Esto sólo lo puede resolver la burguesía financiera imperialista europea aplicando la paz de los cementerios. En buen romance, la situación planteada es la base material para inminentes rebeliones populares en todo el territorio europeo, rebeliones que tendrán su contra partida en furiosas represiones con saldos de muertos y heridos. El Comité del Premio Nóbel de la Paz está premiando con anticipación a los asesinos.

La burguesía imperialista de la Unión Europea y la norteamericana con su aparato militar, la OTAN, están acercando peligrosamente a la humanidad hacia una confrontación de gravísimas consecuencias para todo los seres vivos del planeta. Wesley Clark, quien fue Comandante Supremo de la OTAN, declara que los Estados Unidos de Norteamérica, luego del autoatentado contra las Torres Gemelas del 11 de septiembre del 2001planificaron el derrocamiento de los gobiernos de siete países: Irak, Siria, Líbano, Libia, Somalía, Sudán e Irán.

La declaración del Comandante Clark, tomada fuera de contexto, aparecería como la simple búsqueda de recursos naturales como gas y petróleo, pero si la ponemos en un contexto mayor, como el que incansablemente mencionó el candidato republicano Mitt Romney, el enemigo principal es Rusia. Veremos que se trata de la imposición de los intereses de la burguesía financiera imperialista occidental sobre todo el mundo. Es la prueba palpable de que hace tiempo que conocen la gravedad de la crisis del sistema capitalista en occidente. Las piedras en el zapato de la burguesía financiera imperialista son Rusia, China y sus aliados, no por razones ideológicas, sino porque necesitan destruir sus fuerzas productivas para llevarlos al atraso y ella convertirse en el amo del mundo en todos los aspectos, económicos, político y militar.

Las tropas estadounidenses han masacrado, por lo menos, a un millón de iraquíes, en su gran mayoría civiles, ancianos, mujeres y niños, han dislocado la economía, han robado miles de millones de dólares, se han apropiado de los recursos petroleros, han robado miles de piezas del patrimonio cultural del pueblo iraquí. Todo esto en nombre de una supuesta democracia occidental, con la desfachatada excusa de que Saddam Husseim poseía armas de destrucción masiva. Han cometido un magnicidio al asesinar al presidente iraquí. La ONU ha guardado y guarda un cómplice silencio. La responsabilidad de todos los estados firmantes de la carta de la Organización de las Naciones Unidas es innegable, por acción u omisión han dejado librado el desarrollo de esta avanzada de la burguesía financiera imperialista occidental.

Los dramas de Afganistán, Siria, Libia, Somalia y Sudán están en pleno desarrollo. Debemos sumar el drama del pueblo palestino agredido en forma continua por el sionista estado israelí. Israel es la protagonista de los sucesos en Medio Oriente. El drama de Irak tampoco ha terminado, corre el riesgo de reavivarse porque los Estados Unidos atizan los enfrentamientos sectarios y porque introdujo sus tropas, nuevamente, al territorio de Irak, violando acuerdos con el nuevo gobierno iraquí y, lo que es más importante, violando la decisión del propio pueblo iraquí.

El drama sirio merece un capítulo aparte. La ONU pendula entre los intereses de la burguesía financiera imperialista occidental, que quiere destruir Siria y los acuerdos firmados en Ginebra por Rusia y Estados Unidos que han dejado librados a su suerte a los sirios, por dos meses, hasta febrero del 2013, fecha en que entra en vigor dicho acuerdo, que posibilitará la entrada de los chapkas azules. Son cincuenta mil hombres de las fuerzas de la OTSC que entrarán en territorio sirio como fuerza de paz.

El Combatiente N°53

Los medios occidentales, en su inmensa mayoría, pretenden hacernos creer que hay una guerra civil en ese país, cuando en realidad es una guerra de agresión encabezada por Estados Unidos, Gran Bretaña y Francia, pero apoyada por toda la Comunidad Europea, Qatar y Arabia Saudita. Guerra de agresión que ya ha dejado más de cuarenta mil muertos y grandes destrozos en la infraestructura económica. La manipulación informativa es colosal. Quieren encontrar una excusa creíble para todo el mundo que justifique la participación de la OTAN, pero con consenso internacional. Diáfana demostración de que sus “combatientes de la libertad” no sirven si no los apoyan los aviones y misiles de la OTAN. Hasta aquí no lo han logrado: quedaron descubiertos como sostenes de los mercenarios y terroristas que ellos usan para su agresión “encubierta”. Ahora intentan convencernos de que el presidente sirio y su ejército van a usar armas químicas contra su pueblo, como antes intentaron convencernos de que Al Ashad estaba masacrando a su pueblo. Muchos analistas alertan al mundo sobre el uso de armas químicas por parte de los terroristas, incluso de la fuerzas regulares de la OTAN para fabricar un ataque de “falsa bandera” y acusar al gobierno sirio o al gobierno iraní como los responsables y así lograr lo que no ha podido lograr en el Consejo de Seguridad de la ONU por el veto de Rusia y China, el famoso y falaz “corredor humanitario” que tan bien conocemos por los hechos de Libia. El revés sufrido en la Asamblea General de la ONU por el caso palestino nos hace prever como algo muy difícil que tengan éxito con esta maniobra.

La burguesía financiera imperialista occidental, con la OTAN como ariete, intenta doblegar al presidente sirio y aumenta las presiones militares en las fronteras de Siria con Jordania y Turquía. Gran Bretaña y Estados Unidos desplegaron tropas especiales en Jordania, la OTAN instaló, con sus técnicos alemanes y holandeses, sistemas antimisiles Patriots en la frontera con Turquía. Francia, Gran Bretaña y Estados Unidos han desplegado portaaviones y barcos de guerra en las cercanías de las aguas territoriales sirias.

China ha declarado que defenderá la zona. Rusia dice haber entregado sistemas de misiles tierra-tierra Iskanders en territorio sirio para defenderla. Junto con los Iskanders están los técnicos rusos que los operan. El objetivo de estos misiles es destruir los sistemas antimisiles Patriots, a lo que debemos sumarle la instalación de sistemas de defensa antimisiles y antiaéreos S300, también operados por técnicos rusos. Vladimir Putin y el Jefe del Estado Mayor del Ejército Ruso han manifestado la decisión de un ataque preventivo frente al menor indicio de ataque. El gobierno de Irán ha declarado que destruirá el escudo antimisiles de la OTAN que se encuentra en territorio turco y que defenderá a Siria frente a cualquier indicio de ataque.

La situación es sumamente tensa. Las fuerzas de los dos bloques están posicionándose.

Es un dramático momento para toda la humanidad. El deber del proletariado mundial es frenar a sus burguesías. En el proletariado descansa la responsabilidad y la decisión de defenderse y defender a toda la humanidad.

Por Mario Roberto Salvatierra.

LEA Y DIFUNDA EL COMBATIENTE -  prensaydifusionprt@gmail.com